EDITORIAL

Al planificar los estudios bíblicos para el bienio 2021/2022, la Junta de la Conferencia Bautista de la Séptima Brasileña, en una reunión conjunta con la Comisión de Revisión Teológica, decidió renovar los estudios sobre los dones espirituales en el segundo trimestre de 2021. Con eso, retrocedimos en el tiempo en siete años, es decir, el segundo trimestre de 2014. El difunto pastor Jonas Sommer era, entonces, el titular del Departamento de Educación Cristiana en CBSDB y, en su editorial, entre otras palabras, escribió:

“En este trimestre estudiaremos un tema muy interesante y pertinente. Nos detendremos en los dones. Nuestro Dios Se complace en dar. La generosidad está en Su naturaleza. Entre [los muchos] regalos que Él dio, están los dones espirituales y ministeriales. La Biblia nos presenta la expresión ‘don’ como una capacitación dada por Dios mismo para que sus hijos e hijas puedan actuar adecuadamente en las esferas de la Iglesia local.

Esta serie de Estudios Bíblicos abordará los dones dados por Dios para la edificación de Su Iglesia. Este tema ha pasado por siglos de discusión dentro de la Iglesia cristiana. Y no es sin razones. Los dos temas principales se refieren a la naturaleza contemporánea de los dones espirituales y su utilización”.[1]

Tenga en cuenta que del total de 13 (trece) lecciones, 10 (diez) se utilizaron por completo y se enviaron a la Comisión de Revisión Teológica, y 03 (tres) – n. 7, 12 y 13 – han sido reescritos y también revisados.

En esta serie de estudios bíblicos encontraremos que los dones nos son dados con un propósito: la edificación del Cuerpo de Cristo, que es Su Iglesia. Encontramos la lista de dones espirituales en Romanos 12, 1 Corintios 12 y Efesios 4.

Note que el apóstol Pablo comienza el capítulo 12 de su Primera Epístola a los Corintios expresando un profundo, sincero y significativo deseo en su corazón. En la versión Nueva Almeida Revisada (NAA) el texto viene con una claridad inconfundible, de lo contrario, veamos: “Hermanos, no quiero que estén desinformados sobre los dones espirituales” (énfasis agregado).

Es importante recordar que la lista de dones es solo ejemplar y no exhaustiva. ¿A qué nos referimos con eso? Enseñamos que Dios, por Su Espíritu Santo, según la necesidad de cada situación y en base a Su soberanía, puede otorgar otros dones además de los que se enumeran.

Otro punto a destacar es que la IBSD, en lo que respecta a los dones espirituales, no adopta una postura “cesacionista”, sino más bien “continuista”. Ahora bien, ¿qué es el “cesacionismo”? Es, en una síntesis muy breve, la visión teológica de que no todos los dones espirituales permanecen vigentes o existen en la actualidad. Para ellos, una parte de los dones espirituales, tan útiles y necesarios en la Iglesia Cristiana Primitiva (31 d.C. – 100 d.C.), cesó después de ese período. Por tanto, niegan su contemporaneidad.

También es importante señalar que la Iglesia de Corinto, que muchos hermanos consideran un modelo de Iglesia espiritual, fue, de hecho, la más carnal de las Iglesias de ese período. Aparentemente, ella era rica en dones espirituales. Solo aparentemente. Sí, porque era una Iglesia envuelta en escándalos, impureza, con ideas distorsionadas sobre el matrimonio, envuelta en cuestiones judiciales, confundida sobre los alimentos ofrecidos a los ídolos, fraccionada (dividida), desorientada sobre la acción de la mujer en el culto público y, finalmente, desinformada acerca de los dones espirituales.

Estamos de acuerdo con el pastor Gary R. Collins cuando dice que “Efesios 4:12 y 13 declara que los dones del Espíritu tienen dos propósitos. Primero, deben preparar a cada cristiano para servir como parte del Cuerpo de Cristo. [……]. El segundo es construir el Cuerpo de Cristo, para que seamos hombres y mujeres unidos, informados y maduros”.[2] 

¡Buen estudio! Deus nos bendiga!

Pastor Bernardino de Vargas Sobrinho

Pastor Presidente da Conferência Batista do Sétimo Dia Brasileira


[1] SOMMER, Jonas. Lección de la Escuela Bíblica Sabática: Dones Espirituales y Ministeriales – Capacitados Para Servir. Conferência Batista do Sétimo Dia Brasileira. Editorial.  2º Trimestre de 2014, pp. 6/7.

[2] COLLINS, Gary R. Ayudando Unos a los Otros Por la Consejería. 2ª ed., 4ª reimpressão, São Paulo: Edições Vida Nova, 2015, p. 163.

Página del tesorero

Queridos hermanos y hermanas en Cristo,

La Tesorería de la Convención Bautista del Séptimo Día tiene como objetivo mejorar cada vez más el desempeño de sus funciones y la prestación de servicios. Pero, para eso, la colaboración de cada uno de ustedes es indispensable, en este proceso para el avance de esta maravillosa obra evangelística.

Por lo tanto, solicitamos que los montos referidos a la remesa mensual se depositen a más tardar el quinto día hábil de cada mes, en la cuenta del Banco Estado, la cuenta del Banco Scotiabank puede ser para cualquier donación voluntaria, en nombre de la Convención Bautista del Séptimo Día:

BancoTipo cuentaNúmero Cuenta
Banco EstadoChequera Electrónica35570940927
Banco ScotiabankCorriente979540205

Quienes puedan, usen el Escáner para copiar el comprobante de depósito y enviar por correo electrónico a la siguiente dirección: ib7tesoreria@yahoo.com

El tesorero que enviará el recibo para sus registros, también puede solicitar el número de Whatsapp o telegram para facilitar sacar fotos de comprobantes.

Agradecemos

Pr. Eduardo Marambio A.

Dones Espirituales en la Iglesia

1 – Y dio Dios dones a los hombres…

2 – Dones de la Palabra

Share
 

0 Comentarios

Usted puede ser el primero en dejar un comentario..

Deja tu comentario